Algunos Consejos

      Nos acercamos al final de un año muy "movido" por así decirlo, pero que entre muchas cosas buenas y malas, ha sobresalido por grandes crisis a nivel mundial, que nos han afectado prácticamente a todos. Todas las situaciones negativas nos hacen actuar de manera pesimista, lo que en muchos casos nos impide encontrarnos con nuestro destino o al menos seguir avanzando en nuestro camino hacia un futuro mejor.

     Como estos días suelen haber muchas fiestas y reuniones familiares, no queda tiempo (ni sobriedad) para escribir en los blogs, por lo que me anticipo y les dejo algunos consejos que espero le sirvan a mas de uno.


  • Nunca creas que fracasaste si no logras algún objetivo. Siempre puedes intentarlo de nuevo, sin importar la cantidad de veces que caigas, mientras tengas fuerzas, levántate y sigue avanzando.
  • Elige bién a tus amigos, para que de ellos no surjan tus enemigos.
  • Nunca guardes un sentimiento dentro de tí. Los sentimientos nacen, crecen y deben ser expresados. Si los dejas dentro de tí, al crecer consumirán tu tranquilidad y afectarán tu vida de forma negativa.
  • Perdona todo aquel que te ha lastimado. Un sentimiento de rencor sólo hace daño a una persona, a ti mismo.
  • Nunca temas al "que dirán". La gente siempre va a criticar, debemos vivir con eso. Lo mejor es aceptarlo e ignorarlo, sin necesidad de ver con malos ojos a quienes nos critiquen negativamente.
  • Sonríe. Lo mejor de la vida es encontrar algo por lo cuál sonreir. La sonrisa es una pieza clave en el rompecabezas de la felicidad.
  • No alejes a tus verdaderos amigos. Aveces dejamos de lado a los amigos que nos quieren de verdad porque pensamos que quienes nos apoyan nuestras malas actuaciones en la vida son mas amigos que quienes intentan corregirnos las equivocaciones. Piensa mejor en tus actos y reconoce que esos verdaderos amigos tienen la razón y realmente se preocupan por nosotros.
  • Reparte cariño a quienes te importan en la vida. Por mas invulnerables que parezcamos, todos necesitamos recibir cariño. No es "cosa de mujeres" como muchos machistas siguen pensando (aun a finales de 2009). Somos seres humanos y las carencias afectivas atrofian nuestras almas. Una muestra de cariño de seguro plantará una sonrisa en quien la reciba.
  • Haz el bién a algún desconocido. Es fácil hacerle un bien a alguien que conoces, pero por lo general, es muy difícil si es alguien a quien no conocemos, pues aun inconscientemente, esperamos recibir algo a cambio. Con un desconocido no esperarás nada a cambio, lo cuál da más valor al bien que hagas.
  • Cree en tus objetivos, en que puedes lograr alcanzarlos por imposibles que parezcan.
  • Tómate al menos un día para hacer cosas diferentes a las que normalmente haces. Visita lugares que nunca has visitado y habla con personas que no conoces. El mundo es demasiado grande y nosotros lo hacemos pequeño con nuestra rutina autoimplantada.
  • Aléjate de la TV, al menos por 2 días. Si no puedes pasarte 2 días sin ver TV, deberías analizar tu vida, porque realmente "apesta" (utilizando un término traducido desde gringolandia).
  • Haz algo en favor del planeta en que vives. Interésate por leer y aprender sobre el cambio climático y la incidencia que la humanidad ejerce sobre el. Aprenderás algo de ecología y podrás aportar tu granito de arena. El planeta es de todos, así que la responsabilidad también lo es.
  • Si tienes oportunidad, ve a un lugar en contacto con la naturaleza donde puedas estar a solas y ponte a meditar un poco sobre tu vida, sobre lo que has hecho los últimos años y lo que piensas hacer en los años venideros. Si percibes que has estado en una rutina infinita, ESCRIBE lo que piensas hacer para cambiar eso y ponlo en un lugar donde puedas leerlo cada día.
  • No olvides decirle a tus seres queridos que los quieres, aun cuando parezca obvio, escucharlo nos hace sentir bien y el vínculo afectivo crecerá mas aun.
  • Aprende a valorar las personas por lo que son en su interior. El estar juzgando cualidades físicas o materialistas de las personas, es parte de la razón por la que desperdiciamos grandes oportunidades de encontrar esa "persona ideal" con la que queremos compartir los sentimientos que guardamos dentro y que tanto queremos dejar salir, pero que no hacemos por prejuicios o por aplicar el criterio equivocado.
  • La vida no es una película, así que no sigas un guión. Las cosas no tienen que ser de una manera específica. Utiliza la espontaneidad, al menos de vez en cuando. Verás que la vida es mas alegre de esta manera.
  • Pierde el miedo al fracaso.
  • No seas egoísta, pero ámate a ti mismo.
  • Si necesitas ayuda, pídela, seguro habrá alguien en disposición de ayudarte, pero si no sabe que le necesitas, no podrá ayudarte.
  • Trágate tu orgullo y toma tú la iniciativa cuando haga falta romper el hielo provocado por situaciones incómodas. En ocasiones dejamos que el tiempo consuma los buenos sentimientos, sobre todo cuando todos anteponen su orgullo y ocultan lo que en verdad sienten.

     Creo que hoy podía seguir escribiendo hasta llenar un kilómetro de papel. Creo que la noche lluviosa me inspira a seguir, pero no quiero sobrecargarlos con tantos consejos. Estos consejos también los aplico a mi mismo, pues no soy una persona perfecta y padezco los mismos problemas que cualquiera, pero siempre se me da mejor ayudar a otros que hacerlo conmigo mismo, pero luego de publicar, los leeré como si fuera un lector y no quien escribe.

     No estoy seguro al 100%, pero al menos un 90% de que este será mi último artículo de 2009, así que por si acaso, les deseo que la pasen bien estos días, en los que tendré algunos puntos de vista contrariados, pero que no voy a compartir ahora, ya que no benefician en nada y mi objetivo es que todos seáis felices y miren el comienzo de 2010 como el comienzo de una nueva vida, DISTINTA y sin las rutinas de siempre. Que empiecen un año con cambios tangibles y que hagan uso del sentido común desde que se levanten de sus camas para iniciar cada día.

     Dejen cualquier comentario, aun si fuera una crítica negativa. ¡Exprésense!


Donante de órganos

      La imagen al lado es una que no nos gusta ver, al menos, no desde ese punto de vista. Todos intentamos evitar un quirófano mientras vida tengamos. Pero ¿qué ocurre cuando ya no tenemos vida? Es decir, si por las cáusas que sean, perdemos la vida, ¿deberíamos seguir teniendo miedo?

     La pregunta, algo sarcástica, la hago por el hecho de que aún sabiendo que si morimos, nuestro cuerpo ya no nos servirá de nada, se nos hace tan difícil pensar en hacernos donantes de órganos, que parece como si tuviéramos la esperanza de poder volver a utilizarlo mas allá de la muerte.

    Las respuestas al por qué nos negamos a donar nuestros órganos pueden ser muchas, pero entre ellas se encuentran algunas de caracter religioso y hasta esotérico. Muchas personas piensan que si existe la rencarnación, reutilizarían su mismo cuerpo, lo cual parece algo absurdo, pues es un hecho que nuestro cuerpo lo primero que hace es descomponerse y en poco tiempo toda nuestra carne y tejidos habrán desaparecido y solo quedarán los huesos. Al parecer, este hecho no es aceptado por todos.

     Otra de las creencias es que en el "día del juicio", quienes hayan muerto, resucitarán, y por algún motivo, el cuerpo debe estar completo, lo cual es casi lo mismo que el caso anterior, ya que de todos modos, donemos o no donemos nuestros órganos, de todos modos se van a desintegrar, a menos que coincida nuestra muerte justo con el "día del juicio".

     Creo que tambié influye la falta de consciencia de la sociedad, sea por falta de informaciones, que realmente no se informa nada al respecto, y también por la falta de solidaridad, ya que vivimos en una sociedad cada vez mas egoísta y todos pensamos solo en nuestros propios intereses.

     Me parece que deberemos empezar por dar a conocer el tema de una manera que todos lo entendamos, porque hay que reconocer que al menos en los países latinoamericanos, si preguntas a cualquier persona acerca de que debe hacer para hacerse donante de órganos, no sabrá que responder. En el mejor de los casos, dirá que vayas al hospital a averiguarlo. Tampoco sabemos cuales órganos podemos donar al morir y como serían utilizados (bajo que sistema se asignarían a los necesitados).

     Veamos una imágen que ilustra de mejor manera todo lo que podría utilizarse de nuestro cuerpo cuando nosotros ya no estemos "disponibles" para usarlo:


     Espero que esto sirva al menos para despertar algo de curiosidad en lo mas profundo de nuestras conciencias y que por lo menos contemplemos la posibilidad de hacernos donantes, claro, luego de conocer los detalles que todavía desconocemos y que si no lo investigamos, dudo que nuestros gobiernos se preocupen por darnos a conecer (como entiendo que deberían).



Miedo a la oscuridad

     El miedo a la oscuridad es un tema que ahora nos puede parecer infantil, pues quizá la mayoría ha vivido alguna etapa en la que tuvo este miedo. Pero quizá nunca le buscamos significado a esto, simplemente lo vimos como una etapa que superamos (y hasta seguro estoy que algunos nunca la superaron).

     La ciencia nos ha demostrado que el miedo no se hereda, por tanto,  todo aquello a lo que tememos fué algo a lo que APRENDIMOS a temer. La oscuridad por sí sola no es aterradora. El miedo resulta por imágenes en nuestra mente, creadas por cuentos que alguien nos contó para asustarnos, programas de TV, libros o cualquier otro medio que nos supliera la información necesaria para asociar la oscuridad con algo que nos atemorizara.

     Ya en la adultez, no tenemos miedo de los monstruos de los cuentos, al menos no nos ocurre a la mayoría, sin embargo, la oscuridad sigue siendo sinónimo de miedo, pero ya es miedo de otra clase. ¿De que clase?

     Pensando un poco al respecto, me viene a la mente la idea de que como nuestro cerebro siempre está asociando situaciones, emociones, reacciones y todo lo que podamos pensar o sentir, utiliza la oscuridad para asociarla con lo que sea aquello a lo que tememos. Un caso común es la soledad.

     La soledad puede ser una situación a la que muchos temen, por lo que no es extraño que el cerebro asocie ese temor con la oscuridad. Se trata de que al estar a oscuras, la soledad es algo tangible. No es algo que se puede ver, sino, al contrario, es el hecho de no ver alguna luz lo que provoca esa sensación. No la vemos pero la sentimos.

     La vida siempre nos presenta obstáculos. El miedo a la oscuridad, sea cual sea el temor que a ella se asocie, es uno de esos obstáculos, sin embargo, debemos superarlo y ocuparnos en mejorar nuestra vida. Muchas veces no valoramos la luz que tenemos alrededor y olvidamos que en la oscuridad es donde mas se aprecia la luz, cuando por fin logramos verla. La oscuridad debería servirnos como un espacio para pensar, no para temer. Un espacio que deberíamos aprovechar para meditar en cual es la luz que realmente queremos que nos ilumine y que tanto estamos dispuestos a dar por recibir esa luz, de manera que cuando veamos la luz, sepamos apreciarla y valorarla como debiéramos.


El muro de nuestra mente



"They're telling me it's beautiful, I believe them but, will I ever know the world behind my wall?"
     Esto pertenece a una canción del grupo alemán Tokio Hotel, y se refiere a hace 20 años, cuando existía el muro de Berlín. Podríamos traducirlo de esta forma:

"me dicen que es hermoso, les creo, pero ¿alguna vez conoceré el mundo detrás de mi muro?"

     Los muros han existido desde la antiguedad, siendo el más conocido aún hoy día el construído por el imperio chino, la famosa "Muralla China". Ya en la era moderna pasamos el "Muro de Berlín" y mas recientemente, el muro en Palestina, construido por Isrrael por muchos motivos, pero que ninguno tiene nada que ver con los isrraelíes alegan.

    Los casos mencionados son solo ejemplos de muros que se han utilizado para dividir o para bloquear. Son muros tangibles plantados en el "mundo real". No son los muros que queremos tratar esta vez, nos vamos a enfocar en otro tipo de muro: El muro de nuestra mente.

     Según he podido notar, nosotros los seres humanos vivimos constantemente en la lucha por alcanzar una vida ideal, donde todas las cosas sean como consideremos "ideales". Resulta que es una lucha interminable, debido a que las cosas "ideales" que queremos alcanzar en nuestra vida, por lo general son cosas que no se nos ocurrieron a nosotros, sino, que nos las presentaron como las cosas que debiamos alcanzar. En el momento que aceptamos esas cosas como nuestros objetivos, en ese momento mismo se crea el muro de nuestra mente.

     El muro que se crea en nuestra mente es un muro intangible pero existente. Se trata de que en nuestra mente dejamos de explorar posibilidades, dejamos de ver con claridad lo que nos rodea. El mundo ya no es un lugar grande y con diversidad de todo, ahora todo lo que existe es lo que tenemos cerca y todo gira en torno a conseguir nuestros objetivos que nisiquiera son nuestros, porque no fueron nuestras ideas, pensamientos ni sueños.

     Este muro nos mantiene presos en esa vida tan vacía que por más que intentamos, no satisface nuestro interior y no conseguimos la felicidad duradera, sólo momentos felices que duran muy poco. Sin embargo, seguimos con los mismos objetivos y nos hacemos a la idea de que no existe nada mas allá de lo que está en nuestros planes. El muro no nos permite conocer que este mundo es un lugar muy grande y que existen tantas cosas por conocer que una vida no bastaría. Y pensar que por ese muro en nuestra mente, desperdiciamos nuestra vida siempre en el mismo lugar y persiguiendo algo que si alcanzamos nos llevaremos la desgraciada sorpresa de que no será lo que llene nuestra vida a plenitud. Ese muro que no deja que veamos nuevos destinos, nuevas posibilidades, nuevos planteamientos sobre nuestra vida misma. Por ejemplo, no nos deja ver que si perseguimos un objetivo y luego descubrimos que no es lo que queriamos, simplemente podemos cambiar de rumbo y seguir explorando nuevos lugares. No nos deja ver esos paisajes en los que el simple hecho de contemplarlos nos llena de satisfacción y esperanza.

     Ese muro que se construyó en nuestra propia mente y que nosotros mismos tenemos la capacidad de destruir, pero que en la mayoría de los casos ni lo intentamos. Mientras mantengamos ese muro, no podremos sentir la verdadera libertad de vivir a plenitud, siempre estaremos atados a una vida sin propósito real.

     Tomemos la decisión de superar el muro de nuestra mente y empecemos a ver lo bueno que tenemos por descubrir en este mundo. Salgamos de la misma área en que siempre nos movemos y exploremos áreas nuevas.

     El horizonte no marca el final, solo significa que debemos avanzar para poder ver mas allá.


¿Queremos cambiar el MUNDO?

Criticamos los envíos de cadenas de correo, que por lo general contribuyen indirectamente con los SPAMMERS, que luego nos van a llenar el buzón con correo basura. Sin embargo, recientemente alguien me envió en una de esas cadenas, un correo que me pareció tan digno de compartir, que decidí publicarlo en este Blog. Aunque por supuesto, no seguí enviándolo por correo para no alargar la cadena.

No sé quién es el autor de este aporte, por lo que no puedo darle el crédito a quien considero que bien merecido lo tiene. Si su autor leyera este artículo, le ruego que se comunique conmigo para hacerle especial mención y atribuirle tan valiosa contribución.

Lo que se expone a continuación, es una crítica al sistema que gobierna nuestras vidas. Está repleto de sarcasmos, pero a la vez es simple de interpretar.

"Es absurdo que todos pensemos que no se puede cambiar este sistema. En la historia de la humanidad todos los sistemas han dejado paso a otros. Somos nosotros los que mantenemos este sistema cumpliendo un contrato que jamás nos hemos parado a pensar.

En grandes líneas, éste es su contenido:

CLÁUSULA 1ª:
Yo acepto la búsqueda del confort como el fin supremo de la humanidad, y la acumulación de riquezas como el mayor logro en nuestra vida. Cuanto más infeliz sea, más  consumiré, y así contribuiré al buen funcionamiento del sistema.

CLÁUSULA 2ª:
Yo acepto que la investigación relacionada con mi salud esté en manos de empresas cuya única motivación es generar beneficios. No me preocupa que las farmacéuticas financien los congresos de medicina y que controlen así la información que les llega a mis médicos. Confío en la industria farmacéutica, y en gente como Donald Rumsfeld, accionista y ex presidente de la farmacéutica que desarrolló el Tamiflú. No creo que sean capaces de crear virus como el de la gripe A para forrarse de dinero.



CLÁUSULA 3ª:
Yo acepto dejar mi salario a los bancos para que ellos lo inviertan en aquellas actividades que más dinero generen, independientemente de su moralidad o de su impacto ambiental. Asumo que las inversiones más lucrativas son las  que explotan a los ciudadanos de los países en desarrollo y respaldo por completo estas actuaciones.

CLÁUSULA 4ª:
Yo acepto que las autoridades guarden todos los datos sobre mí que tengan. Confío en ellos y no me importa  llevar DNI con microchip, ni dar mi huella ocular al entrar en otro país, ni tener que enseñar el contenido de mi  ordenador en aeropuertos.



CLAÚSULA 5ª:
Yo acepto los paraísos fiscales para que ricos y delincuentes no paguen los impuestos que yo sí pago.


CLÁUSULA 6ª:
Yo acepto que los bancos internacionales presten mi dinero a países que quieren armarse para ir a la guerra, y que  puedan elegir dónde se libran las guerras. Soy consciente de que lo mejor es financiar a ambos bandos para que el conflicto dure el mayor tiempo posible, no sólo para ganar más dinero sino para luego puedan hacerse con sus recursos cuando no puedan devolver los créditos.

CLÁUSULA 7ª:
Yo acepto que la publicidad me cuente mentiras y que me haga desear cosas, que cuando consigo, me aportan poco.



CLÁUSULA 8ª:
Yo acepto que se guarden todos mis e-mails durante 5 años aunque yo los borre. Y que empresas como Yahoo den acceso a las cuentas a las autoridades chinas, permitiendo así detener a disidentes. Yo acepto la última tecnología descubierta que permite que los móviles puedan retransmitir lo que oyen aun cuando su dueño lo haya apagado. (Ojo: para evitarlo, quitad la batería)

CLAÚSULA 9ª:
Yo acepto que el poder esté en manos de las personas más ambiciosas y con menos escrúpulos.

CLÁUSULA 10ª:
Yo acepto que los partidos políticos aglutinen a lo peorcito del país y que cada 4 años me cuenten lo que saben que quiero oír, para llegar al poder.

CLÁUSULA 11ª:
Yo acepto que los medios de comunicación estén concentrados en las manos de grandes poderes económicos, puesto que sé que harán un buen uso de ellos. Acepto creerme sólo lo que los medios dicen y pensar que lo que se dice fuera de ellos son bulos para gente inculta y crédula. Yo acepto esta matriz en la que me han colocado para que no pueda ver la realidad de las cosas. Sé que lo hacen por mi bien.

CLÁUSULA 12ª:
Yo acepto que las noticias recopilen lo peor que ha pasado en el planeta ese día, para que me sienta impotente y piense que no hay nada que hacer. Sé que alimentar el miedo, la rabia y la desesperación es lo mejor que pueden hacer por nosotros porque creer que se puede cambiar algo es peligroso.

CLÁUSULA 13ª:
Yo acepto las versiones de los acontecimientos que me dan los medios y apoyo todas las divisiones entre seres humanos que me quieran contar los gobiernos. De esta forma podré focalizar mi cólera hacia los enemigos diseñados por ellos, y no me opondré a acciones bélicas que respondan a intereses político-ecónómicos.

CLÁUSULA 14ª:

Yo acepto que se condene a muerte al prójimo, y se nos aliente a acabar con él, siempre que su gobierno haya sido declarado por el nuestro como su enemigo.

CLÁUSULA 15ª:
Yo acepto que se desechen toneladas de comida para que no bajen los precios internacionales. Me parece mejor que ofrecérselos a los cientos de miles de personas mueren de hambre cada año.

CLÁUSULA 16ª:

Me parece bien que haya países como Haití, donde a falta de otra cosa, comen galletas hechas con tierra. Como todos somos egoístas, estoy convencido de que en el fondo todos estamos de acuerdo con esta situación.



CLÁUSULA 17ª:
Yo acepto que…
     - la felicidad es confort
     - el amor es sexo
     - Y la libertad es tener dinero para poder satisfacer todos mis deseos.

CLÁUSULA 18ª:
Yo acepto que se hagan guerras por motivaciones económicas como el petróleo, reactivar la economía o dar salida a los stocks de armas obsoletas (Como Afganistán, por ejemplo). Hay que hacer lo que sea para mantener el sistema en marcha, porque es sin duda el mejor de los posibles.

CLÁUSULA 19ª:
Yo acepto comer carne bovina tratada con hormonas sin que exista obligación legal de indicarlo en ninguna etiqueta. Yo acepto servir de cobaya y comer carne de animales engordados con piensos transgénicos, para comprobar si aparece alguna anomalía en nuestra especie a largo plazo.

CLÁUSULA 20ª:
Yo acepto que los vegetales que ingiero hayan recibido pesticidas y herbicidas tóxicos para mi salud, siempre que no usen demasiado. Yo acepto que se utilicen todo tipo de aditivos químicos en mi alimentación, puesto que estoy convencido de que si los añaden, es porque saben que no tiene ninguna consecuencia a largo plazo.

CLÁUSULA 21ª:
Yo acepto que los transgénicos se expandan por todo el planeta, y que las multinacionales agroalimentarias que patentan seres vivos acumulen ingentes dividendos por ellos y controlen la agricultura mundial. Estoy convencido de que es moral especular con el precio de los alimentos, como se ha hecho con la vivienda, porque el sistema de mercado garantiza que los recursos se distribuyan de forma eficiente.

CLÁUSULA 22ª:
Yo acepto pagar el precio más bajo posible por la carne de los animales que compro, por lo que me parece bien que los traten mal, con tal de abaratar su carne. Al fin y al cabo somos una especie superior. En consecuencia, si viniese otra especie superior de otro planeta, me parecería lógico que hiciesen lo mismo con nosotros.

CLÁUSULA 23ª:
Yo acepto la política de «revolting doors» (puertas giratorias). Sé que los directivos de organismos internacionales como la OMS, la OIT, el FMI y el Banco Mundial son ex-empleados de grandes corporaciones, que saben que «portándose bien» volverán a esas corporaciones al año siguiente ganando cantidades astronómicas.


CLÁUSULA 24ª:
Yo acepto la hegemonía del petróleo en la economía, a pesar de ser una energía costosa y contaminante, y estoy de acuerdo en impedir cualquier tentativa de sustitución, puesto que la implantación de los métodos de energía libre ya descubiertos y silenciados serían una catástrofe para el sistema.


CLÁUSULA 25ª:
Yo acepto que el valor de una persona dependa de su capacidad para generar dinero y de si aparece o no en la tele. Tomaré como mis referentes personales las personas que aparecen en la televisión, e intentaré ser como ellos.

CLÁUSULA 26ª:
Yo acepto que se paguen fortunas a deportistas y a actores, para convertirlos en nuestros modelos a imitar. Me parece totalmente lógico que se pague muy poco a los profesores que se encargan de formar a las generaciones futuras.

CLÁUSULA 27ª:
Yo acepto que las multinacionales no apliquen las conquistas sociales de occidente en los países desfavorecidos. Apoyo que haya niños trabajando, con tal de que los productos que compro tengan el precio más bajo posible.

CLÁUSULA 28ª:
Yo acepto que los mayores sean considerados un estorbo y no sean nunca nuestro modelo, puesto que como civilización más avanzada del planeta (y del universo, ya que es imposible que existan más) sabemos que la experiencia no tiene ningún valor.

CLÁUSULA 29ª:
Yo acepto la competencia como base de nuestro sistema, aun cuando soy consciente de que este funcionamiento engendra frustración y cólera para la mayoría.  Sustituir la competencia por la colaboración sería un error.

CLÁUSULA 30ª:
Yo acepto usar aquello más valioso que tengo, mi tiempo, en hacer un trabajo que no me gusta, para poder comprar muchas cosas con las que evadirme de esta vida tan vacía que llevo.

CLÁUSULA 31ª:
Yo acepto la destrucción de los bosques y la desaparición de especies naturales. Me parece lógico contaminar y dispersar al aire venenos químicos, así como enterrar residuos radioactivos que no estarían a salvo de un gran terremoto.

CLÁUSULA 32ª:
Aunque nuestra historia está plagada de conspiraciones políticas y políticos ambiciosos, yo acepto que ahora todo ha cambiado y que nuestros dirigentes sólo buscan nuestro bien. Las organizaciones secretas de políticos y grandes magnates como el club Bilderberg, la Trilateral o el Comité de los 300 no existen y nadie está  intentando establecer un gobierno mundial a través de los organismos internacionales.

CLÁUSULA 33ª:
Yo acepto que el sistema actual es el mejor de los posibles. Se ha pasado la época de los grandes ideales. En el mundo deben mandar las personas sensatas y  realistas que cuidan por mantener el sistema. Tengo miedo de que las cosas cambien porque los soñadores sólo traen problemas e inestabilidad.

CLÁUSULA 34ª:
Yo acepto esta situación y admito que ni yo ni nadie puede hacer nada para cambiarla.

CLÁUSULA 35ª:
Yo acepto no hacer preguntas, cerrar los ojos a esto y no oponerme a nada, puesto que estoy suficientemente ocupado con mis propios problemas. Yo acepto  incluso defender este contrato con mi vida, puesto que tengo miedo al cambio.

CLÁUSULA 36ª:
Yo acepto ser una pieza de un sistema, adaptarme a él y enseñar a mis hijos a adaptarse a él. Mi prioridad es mantenerme en el sistema y nunca me cuestionaré si me permite o no ser feliz.


ESTARÁS PENSANDO QUE SON TEMAS DEMASIADO GRANDES Y QUE NO PUEDES HACER NADA…
PERO REALMENTE TENEMOS TODO EL PODER PORQUE SOMOS NOSOTROS LOS QUE ESTAMOS MANTENIENDO ESTE SISTEMA. EN ESTE MUNDO MOVIDO POR EL  DINERO, CADA GASTO QUE HACES ES UN VOTO POR MANTENER EL SISTEMA O CAMBIARLO.

PARA CADA UNO DE LOS PROBLEMAS EXPUESTOS HAY INICIATIVAS EN CURSO. SIN TENER QUE CAMBIAR DE VIDA, PODEMOS REORIENTAR NUESTROS GASTOS  HACIA LAS INICIATIVAS QUE CORRIGEN ESTOS PROBLEMAS.

ANTES O DESPUÉS, EL CAMBIO ES INEVITABLE.

SÓLO PODEMOS ELEGIR ENTRE HACERLO PRONTO Y NO SUFRIR O HACERLO MÁS TARDE SUFRIENDO.
ATT. TU OTRO YO
"

Hasta aquí la majestuosa recopilación de cláusulas capitalistas, expuestas de forma muy amena y sarcástica.

Quiero agradecer especialmente a Jacinto Cuesta Tijero (España), quien fué el responsable que esta información llegara a mi poder y así yo poder compartirla con ustedes.

Espero que os gustara esta especie de "Contrato con el Capitalismo", el cual ya casi todos firmamos y vivimos sin siquiera saberlo. También espero que lo interpretaron correctamente y que han entendido que el PODER DEL CAMBIO está en la decisión de cada uno de nosotros por separado, y que para cambiar el mundo, empezamos por cambiar nosotros mismos, que en conjunto, somos EL MUNDO.

Sigamos entendiendo como funciona el sistema y vamos a decidirnos a cambiar nuestra mentalidad, enfocándonos en un futuro mejor para nuestros hijos, donde la vida (animal y vegetal) sea lo mas importante y el dinero represente solamente un medio o una via de intercambio, pero no el objetivo de nuestras vidas.

Mas allá de las paredes, muros, edificios y los productos del mercado, ¡Existe un MUNDO MARAVILLOSO! Usemos el Sentido Común y decidámonos a descubrirlo.





El Fin del Mundo


"y las estrellas del cielo cayeron sobre la tierra, como la higuera deja caer sus higos cuando es sacudida por un fuerte viento."
(Apocalipsis, Cap. 6 Vers. 13)

Hace ya muchos años cuando se empezó a hablar y discutir acerca del fin del mundo y cómo sería ese fin, incluso desde la biblia, en el Apocalipsis ya estaba contemplado el final de nuestro mundo. Pero ¿realmente de que se trata todo esto?

Hace muchos años, escuchaba que el fin del mundo sería en el 1999, ya que de esa numeración, si se invertía se obtenía el "666", conocido bíblicamente como el número de la bestia. Sin embargo, al acercarse esa fecha, "pospusieron" el fin del mundo para el 2000. Así llegó el 2000 y se siguió posponiendo, para siempre tener tema de que hablar.

Al parecer muchos lucran con estas profecías, pues parece un tema que infunde temor en la gente y es evidente que la gente atemorizada es altamente susceptible de pagar o comprar cualquier cosa que los alivie de su temor. Aparte de eso, demasiadas personas están inconformes con su realidad y sienten la necesidad de conocer mas allá de la verdad que les es revelada, por eso cada vez que se tocan temas como este, se despierta un gran interés.

Antes de hablar del futuro, hablemos del pasado, preguntándonos si el fin del mundo realmente ya ocurrió, tal como se narra en la época de Noé. La verdad es dificil exponer este caso y mantener la objetividad, pues la historia del Arca está cargada de informaciones que no hay manera de hacerlas encajar, aunque alguien me dirá que lo que resulta IMPOSIBLE para el hombre, es POSIBLE para Dios. Así que supongo que mejor dejo que cada uno lea e interprete esa historia con su propio criterio, para no pecar de "rebelde".

Volviendo al presente, pero pensando en el futuro, ahora se habla mucho del Fin del Mundo, esta vez, no según la biblia, sino, según el Calendario Maya, el cuál indica que el 21 de diciembre de 2012, además de ser el fin de su calendario, es el fin del quinto mundo (según los Maya llamaron al período que vive la humanidad actualmente). Este final de período provocaría un gran cambio en la humanidad. (Extraído de Wikipedia)

Basándose en esta nueva fecha para el fin del mundo, recientemente se estrenó una película que lleva por nombre precisamente "2012" y que muestra como sería ese tan debatido Apocalipsis en la tierra.

Escena de la película 2012 en lo que sería Las Vegas

¿Será 2012 la fecha definitiva? Pues me parece que para fines comerciales, esta vez hubo que recurrir a una fecha cercana, pues 1999 y 2000 fueron fechas que se propusieron muchas décadas atrás, pero con el pasar de los años, nos vamos volviendo mas despiertos y menos atolondrados, por eso, prometer cosas para un futuro lejano pierde bastante credibilidad. Utilizar una fecha cercana, además hace que resulte más práctico en tiempos de crisis globales que afectan a los grandes países capitalistas que controlan el mundo que conocemos.

Tal como podemos ver en los documentales, una de las causas mas probables para el fin de nuestro mundo, es la ambición y el abuso de poder de las potencias mundiales, que nunca sacian su sed de poder y esa necesidad de tener control absoluto sobre sus rivales, lo cuál los ha llevado a la creación de bombas atómicas y nucleares capaces de erradicar la raza humana por completo.

Siempre está latente la visita de un meteorito, la erupción de un supervolcán, una invasión extraterrestre, una plaga global y muchas posibles causas que nos lleven a nuestro fin absoluto, sin embargo, de entre todas, la mano del hombre siempre es la que se lleva el mayor porcentaje de probabilidades, sea por el uso de sus armas devastadoras, o sea por la irresponsabilidad con la que tratamos a nuestro planeta. Sea cual sea el caso, y aunque suene muy tajante, creo que si provocamos nuestro final, sería algo que tenemos muy merecido.

La pregunta que finalmente deja abierta el Sentido Común, para mí no es si el 21 de diciembre de 2012 será nuestro fin, sino, Cuando llegue esa fecha,

¿Cuál será la siguiente fecha para profetizar el fin del mundo y seguir lucrando con la ingenuidad y falta de sentido común?


Estrés: Mental y Mortal

"El estrés es un increíble mecanismo de adaptación que nos permite enfrentar situaciones de emergencia, usando la capacidad de reacción inmediata de nuestro cuerpo. Frente a una emergencia (real o imaginaria) un complejo sistema en cascada de neurotransmisores y hormonas se liberan en respuesta al estrés, resultando en un alerta mental y físico que nos permite resolver la situación. Esto es bueno.

Una vez pasada la emergencia, otro mecanismo ordena la necesidad de volver a la normalidad para reponer el desgaste producido. El estrés crónico resulta de la incapacidad de volver al sistema celular a su estado normal de funcionamiento. Esto genera un desgaste permanente y un envejecimiento precoz. Los neurotransmisores y las hormonas están en estado de distrés. Esto es malo."
HARMONIA, Anti Age Institute

El estrés es un tema que escuchamos casi todos los dias en cualquier parte, sobre todo los que estamos confinados al encierro de una oficina laboral.

Pero aunque escuchamos tanto esa palabra, ¿sabemos las consecuencias? ¡Normalmente NO!

El estrés causa el envejecimiento precoz, tal como se menciona en la cita al inicio de este artículo. Pero ese es solo uno de los tantos males que lo rodean. La cantidad de enfermedades originadas por situaciones de estrés es tremendamente alarmante. De hecho, quienes están sometidos a situaciones constantes de presión, notarán que terminan padeciendo alguna complicación cardíaca, como arritmia, taquicardia, problemas de presión sanguínea, por mencionar algunos.

Según un experimento que ví en un documental, se hicieron pruebas con cerdos de pocas semanas de nacidos y algunos cerdos fueron alejados de su madre antes de tiempo, lo cual se sabe que les dispara el nivel de estrés, mientras que los otros cerdos fueron alejados a su tiempo justo, para no ponerlos estresados. El resultado de todas las pruebas, fué que los que no estaban bajo estrés utilizaban un nivel de inteligencia y resolvían los problemas de las pruebas de manera rápida y óptima, mientras que los que estaban estresados, no lograban resolver las pruebas.

Se considera que el estrés afecta nuestra capacidad cerebral de manera muy similar a lo ocurrido con los cerdos, por lo que el estrés debe ser algo que veamos con mayor importancia de la que realmente le damos.

Muchas personas piensan que pueden eliminar los malos efectos con un masaje relajante, con unos tragos, con antidepresivos, con un par de días en un resort, etc., pero lo cierto es, que esas "soluciones" solo sirven para aliviar los efectos que se resienten físicamente en los músculos y que NO es lo que nos causa males mayores.

El estrés mental nos evita pensar con claridad y tomar decisiones adecuadas, pero no se trata de algo MENTAL, se trata de algo MORTAL que puede llevarnos a las peores consecuencias.

Hace 6 años, un ser muy querdido por mí, quien vivía en condiciones constantes de estrés, enfermó de Amiloidosis Primaria, una enfermedad caracterizada por una producción anormal de anticuerpos por parte de un tipo de células inmunitarias llamadas células plasmáticas. Esta enfermedad es tan poco común que la mayoria de doctores que pudimos consultar entonces, solo la habían conocido por libros, pero nunca en un caso práctico. Dado lo anterior, los tratamientos que estaban disponibles eran experimentales y sin resultados concluyentes.

Esta enfermedad es una especie de cáncer por su manera de actuar, similar a la Leucemia. Fueron momentos muy dificiles para quienes tuvimos que presenciarlo, sin mencionar la incomodidad de someterse a un tratamiento experimental sin espectativas claras.

Toda una junta de doctores de un importante hospital, no podían concluir las causas reales de la enfermedad y mucho menos curarla. Consultaban otros hospitales de la región e incluso de todo el país, sin conseguir resultados positivos. Finalmente, la enfermedad culminó en el lamentable deceso.

Intentando encontrar consuelo, investigué lo mas posible sobre lo que pudiese causar esta enfermedad y aunque no es un hecho científicamente comprobado, el principal candidato para la causa es el ESTRÉS. Entre los males que causó en esta persona, estuvo la insuficiencia renal, provocada por el exceso de una proteína que llegaba a los riñones y que estos no podian filtrar completamente y cada vez eran menos capaces de realizar sus funciones normales.

Expongo lo anterior, aunque sea doloroso para mí el simple hecho de volver a imaginarlo, porque realmente quiero que HAGAN CONCIENCIA, que sepan que el estrés es algo mucho mas importante y peligroso de lo que piensan y que realmente debemos plantearnos cambiar nuestro estilo de vida, pues de lo contrario, aparte de vivir una vida sin propósito, también podríamos terminar nuestras vidas antes de tiempo o llegar a un final lleno de complicaciones de salud.



Matrix de la "vida real"



Hace diez años llegó a todas partes la película "The Matrix", la cuál fue todo un éxito de taquillas debido a la utilización de técnicas innovadoras en efectos especiales, buena dirección y un concepto totalmente interesante: "No vivimos en el mundo real, sino en el mundo que han puesto ante nuestros ojos".

Esto supuso la representación en pantalla de una filosofía que abarca los aspectos mas intrincados de nuestras vidas en lo que conocemos como la "sociedad moderna".

No vamos a describir realmente la película ni su argumento, pues quien no la haya visto, estaría viviendo muy alejado del cine y la TV, lo cual no tiene absolutamente nada de malo, pero no podría parecerle sensato nada de lo que aquí vamos a exponer o expresar.

En la película vimos como Neo descubre que todo el mundo como lo conocía, era una farsa y que nada de lo que pensó haber vivido era real, que toda su vida estuvo preso en una cápsula, sin moverse, sin ver ni hacer nada. Toda su realidad era lo que su cerebro recibía desde la Matrix. Recordamos cuando el pregunta: "¿Esto es real?" a lo que Morfeo le responde:

"¿Qué es real? ¿Cómo defines real? Si hablas de lo que puedes sentir, lo que puedes oler, probar, ver… Real son impulsos eléctricos que tu cerebro interpreta".

Pues ciertamente, la realidad que percibimos es simplemente eso, pulsos eléctricos que nuestro cerebro interpreta. Cuando tocamos algo, no lo sentimos porque lo vemos, sino, porque nuestros cuerpo pasa la información que reciben los estímulos, a través del sistema nervioso hasta llegar al cerebro, entonces el cerebro procesa esa información y nos indica, por ejemplo, que lo que tocamos es un vaso. Sin embargo, personas con trastornos cerebrales reciben informaciones incorrectas y al tocar algo, su cerebro les indica que tocan algo totalmente distinto. Eso demuestra que lo que entendemos por "Real" es simplemente lo que nuestro cerebro logre interpretar, así que ciertamente, sí podríamos estar en una realidad falsa y nunca nos daríamos cuenta. Pero sé que la propia idea puede resultar demasiado fantasiosa y exagerada, claro sin descartar que dentro de lo improbable, es técnicamente POSIBLE.

¡NO HAY CUCHARA!
Esta frase es una de las que queda inmortalizada en esta película. La analogía es que cuando Neo intenta doblar la cuchara con su mente, no consigue hacerlo mientras piensa que la cuchara en verdad existe, pero al asumir que la cuchara es solo una interpretación inducida en su propia mente, solo tiene que concentrarse en manejar su mente y ver como la cuchara se puede doblar fácilmente porque su mente tiene la capacidad de imaginarla como el desee.

Con todo y tratarse de ciencia ficción, en esta película profundizaron mucho en cada tema, incluyendo filosofía, religión y estudios sobre distintas culturas y modos de vida.

¿Matrix en la vida real?
Como dijimos unos párrafos antes, un mundo como en Matrix es posible, pero improbable, sin embargo, sí que se antoja plantearnos el caso de un modo distinto al de la película: Si en lugar de estar conectados directamente a un sistema que nos induce una realidad ficticia (¡vaya contradicción!), vivimos en un mundo real, pero con sistemas que nos limitan, guían y reprimen nuestra existencia hasta que indirectamente y sin darnos cuenta, vivimos en una especie de prisión.

Pues lamentablemente esto no está nada lejos de la realidad. Actualmente vivimos en sociedades, regidas principalmente por sistemas capitalistas que nos esclavizan de un estilo de vida que no podemos pagar, pero que nos permite endeudarnos para pretender que sí podemos, aunque con esto nos enganchamos a un tren que corre en un círculo vicioso y solo nos bajamos para volver a subir.

Nos ofrecen alternativas, pero todas van conduciendo a lo mismo, al final somos manipulados en todo lo que hacemos. Incluso los que nos dedicamos a expresar nuestras ideas "libremente", hacemos uso de una tecnología que para empezar, ya nos está quitando el tiempo que pudimos haber empleado para salir fuera y hacer algo nuevo. Igual ustedes que leen esto, no se han dado cuenta cuantas horas al día dedican frente a una computadora, incluso la siguen usando cuando se van a la casa. De algún modo, el sistema de control funciona, y lo hace tan estupendamente bién, que muchos gastan gran parte de sus ingresos en mantener tecnologías como teléfonos avanzados que les permitan estar 24 horas con disponibilidad de acceder al Internet, por decir algo.

Normalmente este sistema nos lleva a adaptarnos a una rutina que se repite día por día y luego se convierte en un patrón que se duplica semana tras semana, mes por mes y terminamos incluso sintiéndonos cómodos mientras estamos en la "seguridad" de esa rutina.

Para los que no se conforman con esa realidad, nos ofrecen alternativas, como religiones, sectas y grupos que persiguen otros destinos, aunque por lo general, siempre terminamos recurriendo al mismo sistema, pues parece estar todo interconectado y en algo dependemos siempre de él.

Me pregunto si podemos desafiar este sistema de vida tan controlado y establecer nuestro propio estilo o si deberemos ser esclavos de una rutina mientras nuestra vida sea útil (laboralmente), tal como en Matrix hacen con las personas que usan como baterías y cuando ya no generan suficiente energía, simplemente son desechadas, igual que en la vida real cuando un empleado ya no rinde en sus labores...

...da que pensar, ¿no?


Fiestas Paganas



Al acercarse el tan sonado día de "Halloween", podemos recordar algunas cosas, que mucha gente por mas que se lo dicen, nunca recuerda: ¡Se trata de una Fiesta Pagana!

Lo curioso es que muchísimos de los que festejan el 31 de Octubre, son de religiones que condenan el paganismo, pero ignoran tanto lo que hacen que al parecer no tienen ninguna convicción propia y por tanto, simplemente actúan por inercia, siguiendo las masas. Son antipaganos celebrando fiestas paganas. Que falta de sentido común.

De cualquier forma, entraremos a tocar el tema de las Fiestas Paganas, por lo que está claro que primero citaremos la definición de "Pagano", para ir aclarando los temas.

"Pagano es un concepto que se encuentra por vez primera en inscripciones cristianas de principios del siglo IV en el ámbito cultural del Imperio romano para designar a quienes en aquella época veneraban a los dioses y, por ende, rechazaban la creencia en un dios único que, según las creencias judías y cristianas, se habría revelado en la Biblia.

Aunque algunos paganos podían tener creencias filosóficas de tipo monoteísta, se diferenciaban de los judíos y cristianos (y posteriormente de otras religiones abrahámicas como el Islam) en que no consideraban a la Biblia como libro sagrado ni rechazaban las prácticas tradicionales de veneración a los dioses, que cristianos y judíos calificaban de idolatría
."

Esto deja claro algunas cosas, tales como:

- Adorar varios dioses es paganismo, por lo que si eres de los que le rezan al sol o a la luna o al cielo, probablemente seas un pagano.

- Adorar ídolos, es paganismo, por tanto, si eres de los que tienen estatuillas de santos, vírgenes y otras representaciones físicas de personajes "divinos", probablemente estés idolatrando y esto significa que eres pagano.

- Aunque no esté en la definición de Wikipedia, el sentido común deduce que si celebras fiestas paganas, eres un pagano consumado (Incluso si lo haces por ignorancia).

Al final podemos ver que la vida moderna esta plagada de paganismo y aunque las grandes organizaciones religiosas hacen su esfuerzo por llevar el control, resulta casi imposible que tengan éxito.

Actualmente adoramos al dinero, que es aunque no querramos admitirlo, el dios del mundo capitalista y los que vivimos en las sociedades de ese mundo, hacemos todo en torno a el. Nos levantamos pensando en el adorado dios pagano llamado dinero, salimos a trabajar todas las horas del día intentando tener una parte de ese dios. Hasta nuestros sueños se ven regidos por el dinero, cuando muchísima gente desea sacarse la lotería y sentirse cerquita de ese dios.

Creo que esto último reúne a demasiadas personas, independientemente de sus religiones, casi todos en común adoran a ese dios llamado dinero, aparte del dios de sus religiones, por lo que el adorar varios dioses los convierte por definición en PAGANOS.

Mi objetivo no era contrariar, aunque confieso que me provoca jocosidad. El hecho es que quería hacer notar lo distanciado que está todo el mundo entre sus creencias religiosas, supuestamente por convicción propia y lo que realmente hacen en sus vidas. Siempre superponiendo el paganismo sobre sus supuestas convicciones, lo que los pone en evidencia y por sentido común, se puede sugerir que todos ellos deberían reevaluar sus creencias y estar claros en cuales son sus verdaderas creencias, pues no creo que sea mentalmente saludable profesar una creencia y luego contradecirla en las acciones que se realicen.

No seguire expresando todo lo que tengo en mente, pues hoy trabajé una jornada de 13 horas por el dios dinero, aunque ni siquiera me pagan horas extras. ¡Que jodido dios dinero, tan infame y manipulador!

Les dejaré esta canción que sirve para expresar al menos parte de lo que por agotamiento no puedo escribir. Les dejo con "Fiesta Pagana" del grupo español "Mago de Oz":

TV: El Dios del consumismo



"Amarás a Dios sobre todas las cosas"

Si bien he escuchado esa frase miles de veces, ahora que lo analizo, veo que me dijeron la frase, pero no me aclararon a que Dios se referían. Se trata de un dios que está omnipresente, que todos lo adoran, que todos le rinden culto, que todos obedecen, que todos temen, en fin, que resulta bastante obvio que se trata de la Televisión.

Se que puede sonar algo profano lo que acabo de mencionar, sin embargo, no está lejos de la realidad. No hace falta un análisis profundo ni nada. Solo basta que cada quien se pregunte, ¿Por qué somos adictos a la TV?

¿Acaso no es cierto que la mayoría de las personas, al menos en el mundo occidental, lo primero que hacen al levantarse es encender la TV?

De hecho, si perdemos la señal del Cable, nos enloquecemos. Aparte de que adaptamos nuestro estilo de vida para no perdernos determinados programas, incluso cancelamos citas si es necesario. ADORAMOS la TV, le rendimos culto, es lo primero que vemos en el día y probablemente lo último por la noche. Creemos todo lo que nos dice y si dice algo sobre un peligro, nos atemorizamos por su profecía. Vamos, que es todo lo que humanamente atribuimos a un dios. Incluso permitimos que la TV eduque a nuestros hijos, en muchos casos con consecuencias lamentables, no solo para los padres, sino para la sociedad misma.

El Sentido Común no existe cuando dejamos que la TV piense por nosotros y simplemente nos idiotizamos ante ella. Es parte indispensable de nuestra vida y de alguna manera nos mantiene atado a la sociedad consumista del "mundo moderno".

Por lo expuesto anteriormente, me refiero a la TV como "El Dios del Consumismo". Esto es, dado que la TV, al menos en la era actual, es el arma mas eficaz que tiene el sistema capitalista para controlarnos y obligarnos de forma casi subconsciente a comprar todo aquello que no necesitamos.

No entiendo como pudimos permitir que la "caja tonta" como muchos "herejes" la llaman (lo de hereje es en tono de broma, en alusión a que la TV es un "dios"). El caso es que muchas personas están dispuestos a perder cualquier cosa, excepto su TV. Se arman discusiones y peleas por la TV y resulta claro que se pueden manipular las grandes masas de manera remota. Basta ver en tiempos de elecciones presidenciales, donde el partido que pueda gastar mas dinero, que por lo general es el partido de gobierno (gracias al dinero del mismo pueblo), se vierte una gigantesca ola de publicidad en todos los niveles y la gente termina creyendo las mentiras que en otro momento resultarían muy obvias, pero al saturarnos de tanta publicidad, no podemos ni notarlo.

La TV nos muestra lo que podemos ver, lo demas nos lo oculta y para nosotros, si no sale por TV, no existe.

Para mi propia persona, hice un experimento, algo simple y a la vez complicado, se trata de pasarme una semana sin encender la TV. Casualmente durante esa semana, recibí llamadas como nunca por parte de mis amigos, que estaban presentando esto en tal canal, que el partido ya empezaba, que tal película, en fin, aplicando mi conocida (por quienes me conocen personalmente) paciencia y fuerza de voluntad, logra "sobrevivir" a mi semana sin TV. Luego de ahí, estoy convencido de que hay vida mas allá del Dios del consumismo.

Actualmente, no veo mucho la TV, solo ocasionalmente para ver un evento deportivo o reunirme con unos amigos a ver una película, pero no sigo fijamente ningún show, ni me preocupo por llegar a una hora determinada a mi casa. Puedo prescindir cualquier día de la TV. Es un Dios al que me he renegado y a quien no pienso rendirle mas culto. Tú también puedes, solo piensa que tu vida debe ser mas que eso, no se puede vivir solo para sentir pena del modo de vida y querer compensarlo dejando que la TV nos "oriente".

Una prueba de que casi no veo TV es que en el trabajo aveces me hablan de algo que acontece en un lugar determinado y yo pregunto de que hablan y me espetan: ¿Pero tu no ves Televisión? A lo que contesto con una sonrisa: ¡La verdad es que no!


La luz al final del tunel

 
Fotografía por: Juanra, (http://labombilla.blogia.com/ )

"La luz al final de tunel" es una frase que escuchamos desde que hacemos uso de razón, pero quizá nunca indagamos suficiente en su significado en los distintos aspectos que puede ser interpretada. Vamos a hacer nuestra interpretación y descripción a nuestra acostumbrada manera.

En el aspecto físico, se produce el fenómeno de "La luz al final del tunel" en situaciones distintas, pero con causas similares. Una causa algo común es cuando el suministro de sangre va abandonando el cerebro (Causas como heridas, ir a muy alta velocidad, etc), entonces el cerebro va dejando de procesar las imagenes en detalle y se pierden los colores. Al parecer, el cerebro lo unico que muestra es un foco de luz en medio de la oscuridad, lo que se asemejaría a un tunel oscuro y al final de éste, se vería la luz.

Un académico de lo que fué la Unión Soviética, llamado Negovsky, quien fuera experto en "Reanimación", define el fenómeno de esta forma:

Es una "visión de túnel" que se produce como resultado de la hipoxia de la corteza del lóbulo occipital.

En este aspecto, el fenómeno está asociado a cuando una persona va perdiendo los signos vitales. Se cree que cuando una persona está muriendo, las estructuras del cerebro van cediendo desde las mas recientes hasta las mas antiguas, lo que podría asociarse con aquello de que personas que han sido reanimadas, cuentan que luego de haber visto la luz al final del tunel, vieron toda su vida pasar ante sus ojos, retrocediendo en el tiempo, incluso hasta su infancia.

Pueden leer mas sobre este tema en la fuente que he consultado: Clic aquí

El otro aspecto que trataremos es el de la metáfora, que es el que comunmente escuchamos. Se trata de cuando se visualiza la salida a alguna crisis o situación complicada. Por ejemplo, cuando una persona está pasando por una crisis económica y no encuentra como superarla, si alguien le ofrece una cantidad de dinero, esa persona diría que vió su luz al final del tunel.

De esa misma manera, hemos escuchado esa expresión muchísimas veces durante nuestra vida, siempre aplicada como una metáfora ante las adversidades de cada persona o grupo de personas (o sociedades completas).

Pero una aplicación, a modo de reflexión, sería aplicarla a nuestro propio ser. Algo mas profundo en nuestro interior, cuando vemos o cuestionamos sobre nuestra propia existencia y nos aparecen dudas que nos atormentan. En esos momentos nos sentimos en la oscuridad total y buscamos esa luz al final del tunel, que sigue siendo una manera de expresarnos, donde la oscuridad significa la suma de todas nuestras dudas y la luz representa las respuestas que buscamos, pues por nuestra naturaleza, siempre buscamos la luz, aunque otras especies se refugian en la oscuridad y esta metáfora les resultaría totalmente absurda.

Tengamos siempre claro hacia donde queremos llegar y sobre todo, quienes somos como personas, asi cuando nos encontremos en la oscuridad respecto a dudas existencialistas, simplemente recordamos eso, quien soy y hacia donde quiero llegar. Creo que con eso, aunque obviamente no se aclararán todas las dudas, nos servira al menos, para visualizar y guiarnos de una pequeña Luz al final del tunel.


¿Dios es capitalista?

Quizá una controversia masivamente aceptada, es el hecho de que en los billetes del dolar estadounidense (y también en las monedas), se imprima la frase "IN GOD WE TRUST" (EN DIOS CONFIAMOS), dado que esto en primera instancia, no permite la libertad de creencias religiosas, o las permite limitándose a las religiones cuya máxima divinidad o representante es Dios.

Por otra parte, consterna la hipocrecía de tantos millones de creyentes, quienes defienden verbalmente la biblia que usan de referencia, pero permiten abiertamente que se mezcle su fe con el Capitalismo.

Pese a mis siempre controvertidas opiniones o puntos de vista, sepan que desde mi infancia, siempre he estado en contacto con la lectura de la biblia, aunque sin fines teológicos, mas bién, cosas de familia. El hecho es que varias lecturas nunca las olvido, y una de ellas es cuando Jesús fué cuestionado acerca de si se debían pagar los impuestos que los cobradores exigían. Jesús, tras aclarar que la inscripción en las monedas era la cara del César, dijo:

"Dar al César lo que es del César y a Dios lo que es de Dios" (Mateo 22:21)

Con esto quedando aclarado hace 2000 años, han crecido y se han multiplicado las religiones de occidente, sin embargo, luego que el sistema capitalista se da cuenta de los tantos millones de creyentes que existen en el mundo y de que en sus fundamentos existe una información como esa, hacen uso de las técnicas que mejor conocen: Manipulación.

Alegando que era una estrategia para cuidarse de los movimientos comunistas que crecían hace varias décadas, el gobierno de EUA decide imprimir ese lema de "IN GOD WE TRUST" en los dólares, lo cuál va directamente en contra con las predicaciones de Jesús, pero obviamente al Capitalismo no le importa eso. Lo que me causa consternación, es que los "fieles creyentes", principalmente católicos, no solo no se oponen a esto, sino, que lo defienden.

Hace poco tiempo atrás, una asociación para la "Libertad de Religión", en los Estados Unidos, interpuso una demanda federal para que el gobierno de Obama retire el "IN GOD WE TRUST" de las monedas y dólares. No solo basándose en las convicciones religiosas, sino, también basándose en las supuestas libertadas de ideología que la constitución de EUA lleva incluídas. (Fuente: Ver en Web origen)

Pero en la lucha Religión Vs. Capitalismo, siempre gana el dinero, de ahí la pregunta que da origen a este artículo:

¿Dios es Capitalista?

Es como si para lo que no tenga que ver con dinero, se defiende a Dios con uñas y dientes, pero si hay dinero de por medio, se pueden hacer toda clase de excepciones que son mayormente aceptadas por todos.

Soy partidario que el ser humano debe ser libre de creer en sus propias convicciones, sean cuales sean, pero cuando las personas cambian fácilmente sus convicciones "a pedido", creo que lo mas lógico es creer que sus convicciones eran débiles, lo que en la biblia aparece en una frase de Jesús que dice: "Hombres de poca fé"

Y para los que defienden lo indefendible, cito otra frase de la biblia: "Hipócritas, raza de víboras".


El Vacío Existencial

No podemos tratar un tema tan profundo como este, sin definir primero el concepto de Existencialismo:

"En el principio de una maravillosa historia concepto de existencialismo es confuso y oscuro. No hay una definición teórica clara y unánime. Sin embargo, la concepción más compartida apunta hacia un movimiento filosófico, cuyo postulado fundamental es que son los seres humanos, en forma individual, los que crean el significado y la esencia de sus vidas."

Tal como empieza la explicación de Wikipedia, no hay una definición perfectamente clara al respecto, por lo que la subjetividad queda presente.

El ser humano en su trayecto por la vida, va intentando llegar a algún destino que le haga sentir que su vida tiene un significado y que vale la pena luchar por ello. Esa lucha por llegar, implica que durante el camino, existan también objetivos menos ambiciosos, pero igualmente importantes para el individuo. Los objetivos son muy variados, tal como mencionamos en otras publicaciones relacionadas al éxito o a la superación personal, puede tratarse de temas económicos o riquezas, asuntos sentimentales, estatus social, etc.

El caso es que cuando el individuo no consigue alcanzar uno o varios de esos objetivos, que dicho sea de paso, fueron objetivos planteados por si mismo (en ocasiones bajo influencias externas, como la sociedad misma, tendencias religiosas, política, consumismo, capitalismo, etc.), empieza a presentarse una sensación de fracaso y frustración, que poco a poco va provocando que se pierda la fe en el significado de su propia vida, en su existencia como ser humano. Es lo que puede llamarse como el Vacío Existencial.

Cuando padecemos de un vacío existencial, nos encontramos ante una depresión inminente, pues nadie puede lograr nada si no siente que su vida tiene un propósito o significado. La persona debe creer en si misma antes de poder creer que puede lograr cualquier cosa. Es igual con el hecho de ser feliz, primero debemos encontrarnos con la felicidad, para luego poder compartirla con otras personas.

Uno de los errores que cometemos es enfocarnos o concentrarnos en la causa que conllevó al vacío existencial. Por ejemplo, si tuvimos un fracaso en un objetivo económico, nos ponemos simplemente a lamentarnos de la crisis que nos dejó ese fracaso y que si no hubieramos hecho esto o aquello, no hubiera sucedido. De esa forma nos hundimos mas en el vacío. Probablemente, en nuestra mente se encuentran las ideas necesarias para superar ese fracaso, pero como no nos concentramos en buscar SOLUCIONES, no hacemos mas que aumentar el problema.

Las causas por las que se crea un vacío existencial son demasiado variadas como para describirlas aquí, por lo que mejor tocaremos un tema que también tiene mucha variedad, pero que solo trataremos de forma breve:

¿De que forma las personas intentan llenar su vacío existencial?
Muchas personas que he conocido durante mi vida, no reconocen o quieren reconocer sobre el vacío que llevan consigo, sin embargo, hacen cosas que a mi juicio, no harían si sintieran plenitud en su interior.

Algunos adictos al dinero, centran todos sus esfuerzos en hacer negocios constantemente, incluso llegando a ocuparse día y noche, lo cual al parecer no llena su vacío, pero el estar siempre en su quehacer, no le da tiempo para pensar en eso.

Otros puede que intenten buscar la solución en "los placeres de la carne" (Siempre me pareció graciosa esa expresión), lo cual les brinda una satisfacción temporal, pero periódica.

Otra forma, que no voy a discutir mucho para no hundirme en la controversia, es la de las religiones. Muchas personas buscan llenar el vacío existencial integrándose a alguna religión que les muestre de manera predeterminada, las reglas que deben regir sus vidas, lo que pueden y no pueden hacer. Al parecer, de alguna manera, esto les brinda a las personas cierta libertad mental, pues ya no tienen que preocuparse por plantearse sus objetivos individuales, la religión los ha planteado por ellos y solo tienen que seguirlos, para lo cual, cuentan con la ayuda de su "líder espiritual" (que tiene distinto nombre, según la religión que sea). Al parecer, esto explicaría por qué existen tantas religiones y por qué las personas están tan ávidas de ellas, aunque no me baso en un estudio científico para decirlo, es mi percepción particular.

De esos métodos que recién mencionamos, podemos encontrar soluciones que pueden durar algún tiempo funcionando, aunque creo que el mas duradero es el de la religión. De cualquier manera, esto no es algo genuino, no nos dará el significado real que buscamos en nuestra vida, porque dejamos de seguir la base del existencialismo, donde se supone que el ser humano, de forma individual, es quien crea el significado y la esencia de su vida.

Particularmente creo que lo primero que debemos analizar sobre nosotros mismos, es si los objetivos que nos planteamos, son realmente lo que nosotros deseamos o si son fruto de influencias externas, para que de esta forma, no caigamos en la trampa del éxito, que al llegar a la cumbre, nos demos cuenta que toda la vida luchamos persiguiendo algo que al final nos dejó con un deprimente Vacío Existencial!


Versos: Anoche he tenido un sueño



Anoche he tenido un sueño
que me obligó a recordar
que lo mejor de la vida
siempre requiere esperar

Esperar por el destino
esperar lo inesperado
parece un largo camino
puedes quedar agotado

Muchos momentos felices
que no duran mucho tiempo
pues carecen de raíces
y se van en su momento

Anoche he tenido un sueño
que me mostró una verdad
que el controlar tu destino
te brinda felicidad

Felicidad duradera
no es muy fácil de encontrar
ilusiones pasajeras
de esas sí encuentras un mar

Anoche he tenido un sueño
y no se si entiendo bien
pues ponía mucho empeño
en que hoy soñaría también

No se qué dice el destino
y no se cuál es su empeño
pues resulta que contigo
Anoche he tenido un sueño


Relato: El camino a la luz


"Danzamos alrededor de un anillo y suponemos, pero el secreto reside en el centro y sabe."
Robert Frost, "El Universo"

El universo puede definirse simplificadamente como "Todo lo que existe, girando como una única cosa". Partiendo de eso, donde quiera que estemos, quedamos relegados a ocupar un espacio infinitamente pequeño respecto al resto del universo y sobre todo, a una distancia infinitamente grande del centro del universo.

Lo cierto es, que en el camino que recorremos en nuestro propio interior, descubrimos que nosotros individualmente somos el centro del universo que nos rodea, es decir, toda nuestra vida, lo que vemos, lo que sentimos, todo lo que nos acompaña en nuestro viaje, todo eso es nuestro universo relativo, un universo individual para cada persona.

Luego de descubrir que soy el centro de mi universo, el silencio interior que antes me llenaba de desesperanza, deja de ser una preocupación. La oscuridad que no me dejaba ver nada, se desvanece ante la gran cantidad de luz que emiten las estrellas que giran en torno a mi propio ser. Antes no podía verlas, mi mente no se enfocaba en que todo eso existía, solo me dejaba llevar por lo negativo de la oscuridad y silencio que llenaba mi interior.

Ahora descubrí el camino a la luz, la luz tan fuerte que no existe ningún problema en seguirla. Ese camino que lleva a cualquier parte, pero siempre a algo nuevo por descubrir. Probablemente algo bueno, depende lo que nos concentremos en encontrar.

Ya no existe oscuridad, es difícil creer que todo esto está en mi propio interior. Todo un universo se puede resumir en un espacio tan reducido como el interior de una persona. Creo que lo que nos pasa es que vemos lo que no debemos ver. Nos enfocamos en el problema y no en las miles de soluciones que puedan existir.

El silencio interior nos invade cuando dejamos de escuchar nuestros propios pensamientos. Perdemos el camino a la luz cuando nos concentramos en los lugares con oscuridad. En fin, vemos y escuchamos lo que queremos ver y escuchar. Todo está en nuestro interior y nosotros somos el centro de nuestro universo, por lo tanto, nosotros tenemos el poder de DECIDIR cómo hacemos girar lo que nos rodea.

Ahora estoy decidido a salir del abismo en que me hallaba, gracias a que pude descubrir que dentro de ese abismo que era mi propio interior, se encuentran tantas cosas que me brindan su luz y que siempre han girado a mi alrededor. He descubierto el camino a la luz y ya estoy en marcha. No sé a dónde me llevará, pero es mi viaje hacia conocer nuevas experiencias, hacia el destino, si existe tal cosa.


El Sacrificio

Definición de Wikipedia:
"Sacrificio, del latín: sacrificium, sacrum facere (hacer sagrado) es un concepto que, a nivel religioso, implica la ofrenda hecha a la deidad de un don perceptible por los sentidos, como manifestación externa de nuestra veneración, que tiene por objeto alcanzar la comunión con ella.

La ofrenda no se convierte en sacrificio sino hasta que el don visible sufre una transformación como, por ejemplo, al ser muerto, o al derramar su sangre, al quemarlo, al derramarlo, etcétera."

Si vieron la película de ciencia ficción "Constantine", habrán visto que se hace uso del sacrificio, cuando para evitar que el Diablo se salga con la suya, Constantine se corta las venas, valiéndole ese sacrificio para librarlo de su condena al infierno.

Todo eso es ficción, pero la vida real está plagada de situaciones en las que hacemos de algún modo un sacrificio.

No siempre será un sacrificio tan drástico como el cortarse las venas, pero si hay muchas cosas que deben considerarse como sacrificio.


Por ejemplo, algún sacrificio pequeño, es cuando un grupo de amigos se reúnen para comer y debaten sobre lo que van a pedir. La mayoría quiere algo específico, pero tu quieres otra cosa, sin embargo, para no contrariar, aceptas comer lo mismo que quieren tus amigos. Ahí has realizado un sacrificio, y aunque nadie te lo va a reconocer, al final te queda la satisfacción del buen momento que pasaste con tus amigos.

Así mismo vamos sacrificando muchas cosas en nuestras vidas, algunas de mayor valor e importancia. Mientras más valoramos algo, más fuerte es el sacrificio que hacemos al dejarlo atrás.

A veces nos pasamos mucho tiempo trabajando, sacrificando a gran escala nuestro estilo de vida, con la esperanza de que ese sacrificio se verá recompensado. Algunas veces creo que esperamos demasiado, pues nos basamos en resultados que al final dependen de otros y no de nosotros mismos.

Otros sacrificios son mas personales y por lo general son de los que mas trabajo cuesta realizarlos, sin embargo, son quizá los mas importantes para nuestra vida, porque esos son los sacrificios que nos liberan de la carga que por lo general frena nuestro viaje a la felicidad. Esta carga puede significar algo que ya no nos pertenece y nos negamos a dejarle ir, sin embargo, mientras no sacrifiquemos esa "carga" y la dejemos atrás, nos estará haciendo el camino cada vez mas lento, al mismo tiempo que nosotros perjudicamos a otros, sin que realmente exista una necesidad para ello.

Por eso es que debemos analizar nuestra vida, plantearnos lo que queremos conseguir, pero preferiblemente que su resultado dependa de nosotros mismos en lugar de otros. Todo lo que no hemos querido dejar atrás, pero que sabemos que DEBEMOS dejarlo, vamos a hacer el sacrificio y seguir nuestro camino, esperando que sea el camino hacia la Felicidad y sabiendo que nuestro sacrificio, no solo nos va a beneficiar librándonos de una carga (emocional, laboral, espiritual...), sino, que también ayudaremos a otros que pudieran verse afectados indirectamente con nuestra actitud.

El ser humano es complicado, nuestra mente es muy compleja, por eso, para simplificar nuestra existencia, todo es menos complicado si nos basamos en el Sentido Común para cada aspecto de nuestra vida y aceptamos el sacrificio como una herramienta para mejorarla.



El Destino



Definición según Wikipedia:

"Destino es el poder sobrenatural que guía las vidas de cualquier ser de forma necesaria y a menudo es fatal. En la cultura occidental la mayoría de las religiones han creído en formas de destino, especialmente relacionada con la predestinación. El destino es un camino con muchas direcciones."

Ciertamente, hay que aclarar que no todo el mundo cree en la existencia del destino, por lo tanto, este es un tema que siempre se mantiene sujeto a interpretaciones, que es justo lo que queremos hacer ahora, es decir, vamos a exponer una interpretación.

Siempre que avanzamos en el camino de nuestras vidas, nos encontramos situaciones que afectan directamente todo lo que somos, nuestro ánimo, nuestros sentimientos, nuestras creencias, nuestras ganas de seguir adelante. En fin, son muchas cosas que van cambiando según la situación que vivamos.

Estos cambios son parte de la vida y lo normal es que asi sea. Lo normal es que si avanzamos por un camino, nos encontremos varias cosas (situaciones o acontecimientos). Lo que no esta claro es si todo lo que nos ocurra es casualidad o se trata de ese poder sobrenatural llamado Destino.

Una de las razones por las que muchos no quieren creer en el destino, es porque sienten que deben tener control sobre lo que ocurra en sus vidas, en lugar de que el destino sea el que ponga las cosas en un orden específico.

Suponiendo que sí existe ese destino, de todos modos, los acontecimientos que nos traería, son en el futuro, por lo tanto, no sabemos lo que vendrá, lo cual en cierto modo es interesante, pues para mí no es agradable saber de antemano todo lo que va a ocurrir. Es como conocer el final de un libro antes de empezar a leerlo. Lo mejor es leer la historia y que cada cosa que pase sea una aventura, pero que sobre todo, no tengamos la certeza de como terminará la historia hasta el momento de concluirla.

La gente suele preguntarse que le depara el destino, si logrará alcanzar ese sueño, si encontrará el amor verdadero, si obtendrá la independencia financiera, entre muchos otros deseos. La verdad es que todas estas cosas no son como para sentarse a esperarlas. Debemos seguir avanzando en nuestra vida y concentrarnos en lograr realizar nuestros objetivos. Si existe el destino y es coincidencia que lo que traiga el destino es justo lo que queriamos, pues perfecto, pero si no existe, de todos modos nosotros ponemos nuestro esfuerzo en lograrlo y de ese modo adquirimos la satisfacción de haberlo conseguido.

Por experiencia, que se que comparto con la mayoría, los objetivos que cuesta mas esfuerzo alcanzar, son los que brindan la mayor satisfacción y también la mas duradera. Esto es una realidad y no sé si lo mas satisfactorio es el hecho de saber (o creer) que el logro lo obtuvimos por nuestro propio esfuerzo y no por cosas del destino. Si lo logramos porque de todos modos lo teniamos predestinado, entonces la satisfacción ha de ser porque no teniamos la seguridad de que realmente lo alcanzaríamos y el hecho de saber que podríamos fallar en el intento.

En la vida necesitamos siempre seguir avanzando y llenándonos de satisfacción, rumbo a la felicidad duradera. Aceptemos los retos que se nos presentan y confiemos que que siempre podemos superarlos, sea por que somos fuertes y persistentes, o sea porque hay un poder sobrenatural que guía nuestras vidas, lo importante es que nos orientemos en tener una vida plena y alegre y luego poder compartir esa alegría con el mundo.

Si el destino es real, de algún modo nos traería la felicidad en algún momento. Si no es real, esa felicidad debemos alcanzarla de todos modos. Solo hay que creer que sí podemos, tomar acción y ser perseverantes, pues no siempre se gana en el primer intento.




Relato: El Silencio Interior

El sonido del silencio es lo único que se escucha cuando uno se interna en su propio interior.

El silencio es perturbador, nada parece impedirle invadir todo mi interior. Se siente como estar dentro de una cueva oscura y solitaria.

No puedo alzar mi voz, mis cuerdas vocales parecen estar ausentes. De nada servirían, pues me encuentro en la compañía exclusiva de la soledad. Aun sabiendo esto, quisiera hablar y no callar hasta sacar el último secreto de mi interior.

Todo está oscuro, siento haber llegado al fondo de un profundo abismo. Me invade la desesperanza por no saber si podré salir, pero mas allá de esto, una intensa curiosidad me controla y me anima a buscar una salida. La necesidad de saber que hay afuera, donde hay luz. ¿Habrá un mundo utópico esperando a mi salida?

No tengo idea de cómo estará el mundo fuera de mí. Ya no recuerdo como me adentré en este silencioso y oscuro abismo, de hecho no recuerdo por qué mi ser ha quedado aislado, en total soledad.

Recuerdo que tenía muchos amigos, gente que se preocupaba por mí. Tambié recuerdo familiares que llamaban para saber como me iba en la vida. ¿Que será de ellos? ¿Donde están todos? ¿Por qué nadie habla y rompe con este silencio tan fuerte?

El silencio interior me confunde, no puedo discernir si se trata de un silencio dentro de un abismo o el abismo en sí mismo, se trata de mi propio interior.

Le intento buscar significado a la oscuridad. Entra en mi pensamiento el recuerdo de la frase "Se cosecha lo que se siembra". La verdad ahora que lo analizo, no logro entenderla. Creo haber obrado bien, siempre preocupándome por el bienestar de los demás por encima del mio propio. Siempre haciendo amistades, nunca haciendo enemistades. Siempre ofreciendo cordialidad y amabilidad a quienes me rodean. No logro entender este vacío ni este silencio ni esta soledad. ¿Acaso se trata de que debí haber hecho mas por mi mismo, preocupándome por mi propio bienestar en lugar del de los demás? No lo sé, eso podría caer en egoísmo y al parecer nunca ha formado parte de mi naturaleza.

Mi mente no esta procesando ideas como solía hacerlo. No puedo hablar con mi propio Yo, pues el silencio es tan grande, que no deja escuchar ni la voz de mi conciencia. Solo puedo sentir. Tengo muchos sentimientos, aunque parece que no los comprendo en su totalidad. Algunos logran controlar mi forma de pensar y hasta de actuar.

Poco a poco logro vencer el sentimiento de desesperanza y reuno fuerzas para llegar a una salida.

Me he propuesto descubrir qué me espera allá afuera. Sea bueno o sea malo, tengo que saberlo y la manera de hacerlo es superando el oscuro abismo que me envuelve. Solo necesito una luz, por pequeña que sea, así aunque esté lejos, sabré hacia donde debo dirigirme.

Si alguien ahí afuera se preocupa por mí, que me regale un poco de luz, yo pondré todo mi esfuerzo para llegar al final y salir hasta la luz.


Superación Personal

Una de las metas que constantemente nos planteamos, es la de superarnos en distintos ámbitos de nuestra vida. Esta búsqueda nos va llevando a intentar superar barreras, superar otras personas y finalmente, superarnos a nosotros mismos.

Al parecer, es algo instintivo, pues nos resulta natural el siempre querer llegar mas lejos y alcanzar mayores objetivos. Esto es bueno, pues mantiene nuestras vidas animadas y nuestras mentes ocupadas en algo constructivo. El problema es que llega un momento de nuestra vida en el que nos dejamos llevar de las corrientes que nos rodean y dejamos de buscar esa superación personal.

Cuando perdemos ese deseo de superación, nuestra vida se ve nublada y el horizonte parece no poder verse o es que ni siquiera intentamos verlo, dejamos de tener esos pensamientos positivos y nuestra mente se ve facilmente invadida por desesperanza, depresiones, ira, entre otros pensamientos negativos, que no solo nos hacen mas daño a nosotros mismos, sino, que tambié perjudican nuestras relaciones con quienes nos rodean.

Las situaciones que nos plantea la vida que hoy llevamos, frecuentemente nos presenta barreras dificiles de superar, pero si siempre logramos apartar la mente por un momento y esclarecer nuestras prioridades como individuos, no perderemos de vista nuestros mas importantes objetivos, como por ejemplo, el de llegar a ser mejores personas, mejorar la sociedad en que vivimos y mejorar el mundo que nos rodea, pues el mundo en que vivimos reacciona acorde a como actuamos quienes lo habitamos. Siempre debemos recordar que para cada obstáculo que nos ponen en el camino, siempre habrá mas de una manera de superarlo, por lo que no debemos perder nunca la esperanza ni rendirnos, cosa que hacemos de manera sumamente fácil.

La superación de muchos individuos, es la superación de toda una sociedad. ¡Vamos a superarnos!


El Diablo: ¿Personaje de terror?

Escudriñando temas prohibidos y saliéndonos por un rato de lo cotidiano, esta vez trataremos un tema que me parece interesante por varias razones, entre ellas, por el temor o la cautela que muchos se toman al tratarlo, en las ocasiones en que se trata.

Empecemos por definir el concepto de lo que se conoce como Diablo, que según wikipedia, es lo siguiente:

"El Diablo es un personaje de varias religiones, mitologías y obras de ficción. En principio designa a una criatura o ente engañoso de carácter sobrenatural que simboliza el mal."

En lo general, se han ido atribuyendo ciertas características infernales y atemorizantes al aspecto físico, desde unos amenazantes cuernos, hasta una extraña cola terminada en punta de flecha. Pero a lo largo del tiempo, se han dibujado diversas interpretaciones de su imagen y hoy aún se siguen improvisando.

Independientemente de lo que se haya descrito o interpretado, me atrevo a preguntarme si el Diablo ¿es un personaje de terror inventado para atemorizarnos y controlar nuestras creencias?

Cualquier respuesta seguro que resulta en controversia, pues tarde o temprano, este tema ha de tocar lo religioso. Y no es por casualidad, pues resulta que una religión en particular (me reservo el nombre, aunque resulta obvio) es la autora intelectual y creadora de un personaje que ha logrado calarse mas allá de la imaginación de cuantos hemos escuchado sus historias.

No quiero parecer "insolente" o hereje, pero considero que se ha llevado demasiado lejos la existencia de un personaje ficticio, a quien en el mundo real tantas personas le temen. Esto es una muestra de como la "cultura del miedo" es capaz de controlar nuestras mentes a su antojo.

Recordamos cuando se estaba por iniciar la invasión a Irak, que el gobierno de Bush puso a EE.UU. en un estado de pánico, manipulando para ello los medios de comunicación con mensajes propagandísticos y falsas alertas de seguridad. La gente asustada creía todo lo que el gobierno decía y se aprovechó este hecho para aprobar varias leyes que en otro momento ni se hubiese pensado en aprobar.

En plan jocoso, ya que involucramos a Bush en un artículo sobre el "Diablo", recordamos que esa asociación fue hecha por Hugo Chávez hace unos años en la cumbre de las Naciones Unidas, cuando digo que ahí olía a azufre, porque había estado el Diablo (En alusión a Bush, que había estado en ese lugar un dia antes).

Disculpen si alguno se siente ofendido por mis interpretaciones, pues ciertamente son eso, interpretaciones.

Puede que para algunos, el Diablo sea un personaje real, aunque supongo que no de carne y hueso. Pues para mí no es más que ciencia ficción, un personaje que se emplea para atribuir lo que salga mal o para reprimir cualquier pensamiento que se aleje del camino "correcto". Muchas culturas, durante su historia, también han empleado personajes ficticios para acorralar los pensamientos de sus tribus, clanes o grupos sociales.

En mi opinión (controvertida, como siempre), creo que si vamos a temerle a alguien, que sea al ser humano, una criatura capaz de utilizar cualquier artimaña para manipular la mente de sus semejantes, pero el sentido común nos dice que si nosotros mismos somos seres humanos, no podemos temernos a nosotros, entonces, dejemos los temores, si creemos en algo, que sea por un sentimiento  propio, no porque tengamos miedo de que si no creemos, "nos llevará el Diablo".


La trampa del éxito

El éxito es para muchos la cima de una gran montaña a la que siempre sueñan con escalar. Para otros, representa la razón de su existencia y viven solo para alcanzarlo. Pero el éxito no es algo que pueda explicarse con una misma definición para todo el mundo. Tiene una interpretación y significado muy particular para cada persona.

Sea cual sea nuestra interpretación del éxito, dedicamos mucho tiempo en alcanzarlo, pero dedicamos muy poco tiempo en definirlo. Es decir, no nos tomamos el tiempo suficiente para establecer que es lo que realmente queremos lograr. En la mayoría de los casos, formamos parte de una inercia masiva que nos lleva a perseguir conceptos vacíos o que carecen de significado para nosotros, por ejemplo, algunos persiguen alcanzar un puesto superior en la escala jerárquica de la empresa para la cuál laboran, pero ese éxito es simplemente un cliché, de tantos que reutilizamos en el transcurso de nuestras vidas.

Supongamos que un individuo consigue alcanzar el puesto que deseaba, ¿ahora qué? ¿Ya es un individuo exitoso? ¿Ya ha de sentirse realizado? pues la verdad es que a corto plazo, puede que así sea, pero ¿que tanto dura esa alegría? si tan pronto se acople a su nuevo puesto, se verá estresado por nuevas presiones, desilusionado al darse cuenta que su vida continua y al parecer lo que antes consideraba el éxito logrado, no es más que un escalón en la escalera de su vida y que ya habiéndolo pasado, descubre que era un objetivo de poco valor para su vida y que no le llena ningún vacio emocional o espiritual, aunque quizá sí en el ámbito económico.

Como éste, hay muchísimos otros casos, en los que nos planteamos alcanzar el éxito, pero nos dedicamos por muchísimo tiempo en alcanzar un éxito que otros nos han planteado, cuando realmente cada uno de nosotros debiera plantearse claramente que es lo que realmente queremos, y si llegásemos a lograr esto o aquello, ¿nos sentiríamos felices de por vida? ¿El éxito que buscamos valdrá para el resto de nuestras vidas? Si la respuesta a cualquiera de esas preguntas es negativa o al menos no es duradera en un largo plazo, significa que perseguimos el éxito equivocado.

Perseguir un objetivo que no es nuestro, nos lleva a caer un una trampa que puede consumir parte importante de nuestra vida y al parecer ese caso es mas común de lo que podríamos imaginarnos. Es lo que podemos llamar: La trampa del éxito.

Evitemos caer en la trampa, dediquemos el tiempo que sea necesario para plantear nuestros PROPIOS objetivos, no basándonos en lo que nos empujen a perseguir, sino, en lo que consideremos que nos dará una felicidad duradera y memorable, no para otros, sino para nosotros mismos (sin considerar esto como egocentrismo). Simplemente, a la hora de plantearnos esos objetivos, hagamos uso del sentido común, pensando como individuos, no como parte de las masas.